05 junio 2007

Zerolo, monaguillo en Entrevías

Es de sobra conocida la esquizofrenia de la Izquierda contra la Iglesia Católica, a poco que se haga memoria vendrán a la cabeza las persecuciones de religiosos en la II República, las purgas estalinianas contra los ortodoxos o la dificultad de que los sacerdotes administren su ministerio en Cuba, Venezuela, Corea del Norte y otras superpotencias planetarias.

La milonga de la Teoría de la Liberación, únicamente es un subterfugio del marxismo para intentar alejar a las capas más desfavorecidas de la sociedad de sus creencias, de aquellos más pobres que siguen manteniendo intacta su fe en Dios; la lectura en clave marxista de la Biblia, ideada por ese grupo de curas incestuosos de Suramérica es una falacia que ha sido oportunamente silenciada desde el Vaticano con multitud de actuaciones y ha sido desmentida por el devenir de los acontecimientos en el siglo XX.

Desde luego, la Teología de la Liberación no se mueve en emporios de riqueza sino que fermenta en los lugares más miserables del planeta, porque sabe que sólo la desesperación del ser humano puede admitir semejante aberración de interpretación de la palabra de Dios en manos de los descendientes de Karl Marx; un ejemplo de ese nido de confusión premeditada es la parroquia de San Carlos Borromeo en Entrevías, Madrid.

Comuniones con rosquillas, consagraciones a ritmo de Sabina y el Secretario de Movimientos Sociales del PSOE, Pedro Zerolo, de monaguillo actuante, son motivos suficientes paras que el Arzobispado de Madrid actúe ante semejante teatro callejero.

Siempre habrá nuevos ricos que limpiarán sus buenas conciencias en baños de masas de este signo, ahí tenemos al carismático Pepe Bono, que lo mismo apunta a su hija a clases de hípica, que vive como un señor medieval en su Castilla-La Mancha, que se permite citar, e interpretar la Biblia, diciendo que Cristo estaría en Entrevías con los más desfavorecidos, hay que ser mezquino y fantoche.

Por si fuera poco, ese mozo barbilampiño homosocialista de Zerolo, se apunta al espectáculo como Dragqueen en Chueca, no le importa confesarse ateo y no sé que más, pero no pierde ocasión de acudir a la primera verbena que se le presenta, y es que sensatez y actuación acorde con los principios personales ante todo son cualidades desconocidas para el fashion-concejal.

Así empezaron en el Palmar de Troya con aquel chalado llamado Clemente que luego, por obra y gracia de no se qué cura vietnamita de dudosa reputación, se convirtió en sacerdote y de ahí en Sumo Pontifice en un abrir y cerrar de ojos, y es que de débiles mentales, y de caraduras que es peor, está el mundo lleno.

4 comentarios:

Damian, el de la 7ª dijo...

Ciertamente, el Vaticano silenció al movimiento de la Teología de la Liberación. Eso de alfabetizar y dar de comer a los pobres que se mueren de hambre no va con la Santa Seda, que es más del gusto de las tendencias inquisitivas y cristianización del mundo, quiera el mundo o no quiera.

Antonio Rentero dijo...

No está ya en edad el amigo Zerolo de oficiar de monaguillo. Pero en fin, no le concedamos más tiempo ni esfuerzo y sencillamente recurramos al chiste burdo y fácil de recordar que el puesto que ocupaba en la lista edl PSOE al Ayuntamiento de Madrid en las recientes elecciones era... sí, el puesto número 5... qué bonita rima...

Imperator dijo...

Antonio, a Zerolo le va tanto la marcha que no sabe donde meterse, es tan activo él...

Verdaderamente Damián, los paises de la órbita marxista son los que cosechan mayor bienestar y menor indice de pobreza, gracias por ilustrarnos.

Saludos Conciliares

Antonio Rentero dijo...

Como decía el Padre Damián en "El milagro de P.Tinto"... es que aquí se tenía que haber repartido alguna que otra hostia más...