30 enero 2007

Alatriste pierde el duelo y Almodóvar salva el culo

Hay que ver lo que le ha cambiado la vida a Pedrito Almodóvar desde que dejó el papel de loca de la movida madrileña, fetiche homosexual y ochentoso, para convertirse en nuestro director más universal. Anoche lo confirmó otra vez, y no necesitó ni la presencia física para dar una estocada, y no precisamente a primera herida, al capitán Diego Alatriste, alter ego de Agustín Diaz-Yanes.

Su película Volver dió un repaso de los de época a, precisamente, una pelicula claramente costumbrista y ambiciosa, la protagonizada por Viggo Mortensen y Ariadna Gil, entre otros. No me considero un crítico de cine, pero para mí, la goleada de Almodóvar no es sólo sintomática de su genio artístico, que nunca he descubierto, sino más bien de una moda; queda bien tener un director progre, especialista en curas maltratadores, transexuales pintorescas y demás, y porqué no decirlo, también nuestro muso queda muy bien para lucirse en la metrópoli del cine mundial, Hollywood, que a él le sobra el desparpajo pa eso y pa máh

Me encanta la gente del cine y del arte, tan cultos y desinhibidos ellos, además de barbudos y alérgicos al nudo windsor, y tan divas, pero al mismo tiempo tan vulgares ellas. Muy antiamericanos, desde luego, pero todos pierden el culo (no piensen mal de Pedro), por pasear el propio por la Meca del Cine, aunque para eso haya de meterse en las fauces del mismo demonio yankee, la cartera lo agradecerá...

Tiene toda la pinta de que la Academia de Cine, en esas extrañas carambolas que hacen para votar, denunciadas por el magno Pedrito, ha querido ir a rebufo de la cita de los Oscars, no sea que, como en otras ocasiones, metan la pata y premien a una pelicula, al otro lado del charco, de la que ellos pasaron hasta los mismísimos.

El Gobierno, por su parte, representado en una ministra de incultura cada vez más intervencionista, aplaude que uno de los directores más "no a la guerra" sea laureado por una Academia que ni él mismo reconoce; y mientras tanto la Calvo prepara la chequera, si la gente no va a ver el cine de la progresía, no importa, para eso está ella con jugosas subvenciones preparadas.

3 comentarios:

Cayo dijo...

Bueno, la verdad que me ha gustado mucho el tono irónico de tu entrada y coincido plenamente en el tema de las subvenciones bochornosas y lo de la cultura progre.

Ahora bien, he de reconocer que nunca había visto una película de Almodóvar, precisamente por eso de sus, digamos, poco convencionales argumentos, pero me convencieron para ver Volver, porque "no es lo típico de Almodóvar".

La verdad es que es una película brillante, costumbrista (creo que a Alatriste le queda mejor lo de película clásica o ambientada en otra época), y que consigue engancharte con una historia sencilla.

A mí me gustó mucho y te animo a que, por una vez, hagas una excepción y veas la película. Te lo digo yo, que ya sabes cómo soy para estas cosas...

Imperator dijo...

Releyendo el post, indubitadamente le queda mejor el apelativo de "pelicula de época" a Alatriste.

No creo que me decida a ir a ver peliculas de este hombre, tengo en la retina demasiadas imágenes de sus creaciones para cambiar de opinión a estas alturas, además y por supuesto, que no le voy a financiar con un duro, como señalabas tú también antes...

Gracias por tu comentario y ánimo con los examenes.

Pakithor dijo...

Yo, como cayo, nunca he visto una película del creador de la moderna "españolada", del precursor de los nuevos Esteso y Pajares en versión femenina. Pero yo no entiendo nada de cine, como el 99 por ciento de la población, aunque digan lo contrario. Así que me limito a dar mi opinión sobre las formas.

Saludos y enhorabuena por el blog.